domingo, 27 de septiembre de 2015

Evitar la violencia intrafamiliar se inicia en la pareja...

Durante años se ha tratado de combatir la violencia intrafamiliar. Algunos programas han sido exitosos, sin embargo, aún quedan en diversas capas de la población y en la vida de una gran cantidad de familias situaciones de violencia que es necesario atender.Conversación, Hablar, Hablando, Personas

Para lograr el cambio, se requieren de modificar patrones en las relaciones de pareja, en la crianza y en la educación de los hijos, situación que es compleja de atender puesto que se encuentra teñida por diversas condiciones: sociales, económicas, psicológicas y de la inmersión en una cultura patriarcal.


Sobre esta misma línea, es necesario replantear los roles tradicionalmente establecidos de hombres y mujeres en su definición de quién hace qué y cómo en la familia, en la sociedad y en la vida y existencia de sus integrantes.

Pero, ¿por qué aún después de tanta cultura de la prevención siguen ocurriendo este tipo de circunstancias en la familia?

La violencia intrafamiliar generalmente es entendida como una cuestión que es ejercida por alguno de los miembros de la familia o por varios  que imponen sus leyes al sistema familiar.

Por tanto, todo lo que implique una subordinación, sumisión, imposición por la fuerza son  considerados dentro del rubro de la violencia intrafamiliar.

Existen diversos tipos de violencia: física, contra las mujeres, sexual, económico, hacia los niños,  los hombres, los enfermos, las personas discapacitadas,  los ancianos, y la violencia en la pareja, entre otras.

Toda clase de violencia tiene consecuencias en la vida psicológica en las personas, en los  grupos familiares y de las instituciones.  Es necesario construir puentes de atención y prevención en este tipo de circunstancias.

Desde mi punto de vista, en la violencia intrafamiliar, es necesario la atención hacia la pareja. Te dejo aquí los títulos de algunos artículos que puedes consultar para que puedas comprender el alcance de los daños que esto implica.

Cómo superar la violencia familiar:
1.- Reconocerla.
2.- Nombrarla.
3.- Buscar ayuda.

Nuestros servicios están dirigidos a familias, parejas y a personas que deseen mejorar su calidad de vida.  Todos nuestros servicios están dentro de un enfoque humanista.  Counseling y Psicoterapia

A mí, puedes contactarme a través de nuestro formulario en la página

 Ana Giorgana

Suscríbete a nuestro boeltín

foxyform