lunes, 29 de junio de 2015

La adicción al amor sí es amor o no es amor?

Ana E. Giorgana
www.cecreto.com


Amar a una persona con todas las fuerzas no es un pecado. El enamoramiento es uno de esos momentos en la relación de pareja que se vive con gran intensidad. Sin embargo, el enamoramiento, es solo un evento más hacia la realización de una relación de pareja.Resultado de imagen para adicciones amor
La adicción al amor sí es amor y no es amor es una forma de querer con necesidad, con apego, con sufrimiento. Cuando este amor se va convirtiendo en adicción, la persona en lo individual deja de tener control sobre sí misma. Sus pensamientos, acciones, encantos y desencantos se encuentran en función de la relación de pareja.
En la adicción al amor se vive con terror al abandono y al desamor. El solo pensar que esa relación pueda terminar se convierte en una fuente de dolor.  Las personas que sufren y padecen una adicción al amor, más que amor, buscan seguridad, confianza y un sentimiento de sentirse estables. Por ello, la dependencia emocional es tan intensa.

Por este sentimiento de seguridad son capaces de hacer lo que sea, con tal, de retener a sus parejas, toleran todo, perdonan todo y pueden incluso estar horas y días esperando a su amado que nunca es lo suficientemente agradecido con sus esfuerzos.

La adicción al amor se vive como amor. La adicción al amor se vive como enamoramiento. Por tanto, desde esa perspectiva, puede decirse, que sí es amor. Pero en el momento, que existe una falla en la seguridad deja de ser amor para convertirse en pánico, miedo, sufrimiento, dolor y soledad, y desde este punto de vista, la adicción al amor ya no es amor.

La adicción al amor no es amor cuando el apoyo psicológico y emocional se busca en el otro. Se le exige a la pareja. Se convierte en una batalla campal  para no dejarlo ir. Se sufre ante su ausencia, no importa si son minutos, horas o incluso días.
En la adicción al amor que no es amor no se toleran las separaciones. No se tolera ser diferente, no se tolera una vida sin la fuente de seguridad emocional, o sea, la relación de pareja.

En la adicción al amor que no es amor podemos observar lo que las personas buscan en su fuente de seguridad:
-          Necesidad de Protección: una sensación de no ser suficientes para sí mismas. Necesidad de que alguien, la pareja, se haga cargo de sus necesidades afectivas y de su proyecto de vida. Lo más importante es la seguridad, la protección. Parecen personas que no han madurado, y que en un momento de sus vidas siguen necesitando un padre o una madre que los cuide y alimente afectivamente.   leer más

-          

Suscríbete a nuestro boeltín

foxyform