Ana Giorgana

lunes, 14 de noviembre de 2011

Me quedo en mi relación por mis hijos...

Historias Reales de Personas Reales...
Yolando es una mujer que no aguanta más vivir con Angelo. No lo quiere, lo desprecia y además está muy resentida porque él jamás es capaz de tener una atención con ella desde hace años. En pocas palabras él es muy indiferente con ella.

El rechazo es una de las formas más comunes del amor obsesivo. Mientras Angelo más la rechaza ella más se obsesiona en su " amor por él", está aferrada, todos pueden darse cuenta que es una relación muy deteriorada, pero ella, plantea varios argumentos:
- No me voy por mis hijos.
- No quiero dañar a los niños.

- La verdad es es que es un buen papá.

Y todo eso es verdad, pero la realidad es que en el fondo esa relación no funciona.

Los hijos se convierten en pretextos importantes para dar por terminadas las relaciones entre los padres o bien se convierten en la excusa perfecta para no enfrentar la situación actual que se vive en esas relaciones.

Hablar por los hijos es no poder hacerse cargo de las propias decisiones que como Yolanda representan una forma de no poder encarar el conflicto de frente. es evidente los hijos no son el problema a discutir, ni si Angelo es o no un buen padre.

El tema es la pareja y eso es lo que se debe discutir.

Las relaciones padres e hijos: Un juego de espejos es un material que habla sobre cómo se estructura la personalidad de los hijos y cuáles son las consecuencias tanto de decidir como si no, quedarse en una vida en pareja.Un Juego de espejos: las relaciones padres e hijos

Los hijos no tienen porque cargar con la responsabilidad de los padres, no les toca, tanto si Yolanda decide quedarse en esa relación, como si no, de todas maneras la decisión tiene un impacto sobre los hijos.

Te invito a que acudas a una psicoterapia y dejes de responsabilizar a tus hijos por tus decisiones.

Ana Giorgana
www.cecreto.com