Ana Giorgana

domingo, 7 de octubre de 2012

Me encantaría tener un GPS para el amor....

Sería una maravilla contar con uno para las relaciones de pareja:

La infidelidad:
Tres vueltas a la derecha, dos a la izquierda y, entonces, te darás cuenta que tu pareja te está siendo infiel, y lo que es peor, con tu mejor amiga.

O bien, que te dijera:  Peligro, cambia de ruta porque ahí viene tu pareja con su mamá y tu le dijiste que te quedarías en casa y resulta que estás tomando un café con los amigos. ¡Puf ! que salvada te dio este GPS.


Un GPS para el amor
Sería estupendo que nos guiara en nuestras emociones y que nos pudiera decir:  

Sí te es infiel enójate y reclama.

Sí estás celoso, tal vez, tengas razón, ponte las antenas y no permitas situaciones de abuso y violencia.

Otra maravilla del GPS para el amor es que te alertara sobre situaciones estupendas:
Gira a la derecha, luego a la izquierda y a doscientos metros te vas a encontrar con el amor de tu vida, has llegado a tu destino.

Una particularidad más de este aparato para el amor es que nos mete por caminos que no imaginábamos, así las relaciones de pareja por lo pronto sentimos que nos mete en callejones sin salida, la ventaja de la guía de los mapas es que siempre encuentra una salida, una alternativa, un destino.

Leer más: CeCreTo-Centro de desarrollo humano y personal

Ana Giorgana
Terapeuta  
Coach en temas de calidad de vida.